PiggyBankGirls financía tus proyectos con porno justo

Internet es un espacio en donde han nacido nuevos modelos de negocio de los cuales jamás creímos que de ahí se iba a sacar dinero y tampoco creímos, incluso que es el lugar ideal para conseguir financiación para diversos proyectos. Kikstarter es un gran ejemplo de ello, en el que compartes con el mundo un proyecto o una idea y la gente es quien decide si te apoya o no dándote dinero para llevar a cabo tu proyecto.

A todo esto se le llama Crowdfunding y según la Wikipedia es “Cooperación colectiva, llevada a cabo por personas que realizan una red para conseguir dinero u otros recursos, se suele utilizar Internet para financiar esfuerzos e iniciativas de otras personas u organizaciones”.

Ahora ha salido PiggyBankGirls en donde si tienes un proyecto como por ejemplo, viajar por el mundo, comprarte una cámara o incluso comprarte un coche, cualquier idea es posible. Puedes compartir fotos eróticas por un precio, mandar vídeos por otro, aparecer en la webcam o incluso mandar pornografía por la cantidad acordada.

Ellos dicen que esto no es otra cosa más que contribuir con el deseo de los demás para poder realizar el tuyo propio. “Nos gusta poner en acción nuestras ideas y una de ellas es que la belleza física es algo ideal para compartir y recibir financiación a cambio. Solo que aquí cada chica es libre de ofrecer lo que mejor le parezca de sí misma para alcanzar sus objetivos.”

También creen firmemente que hacer ésto es un esfuerzo por producir “porno y comercio justo”, el sitio web está en contra de la esclavitud sexual, la pornografía infantil, la promoción de la violencia o el abuso y da a las mujeres la libertad de vender el contenido de su elección al obtener la mayor parte del dinero ganado. Eso significa que los consumidores pueden comprar todo con una conciencia clara a la vez que dan la oportunidad de cubrir las metas y las necesidades de las chicas que deciden entrarle a PiggyBankGirls.

Suena súper bien ¿no? Checa el video de arriba para que todo te quede más claro. ¿Le entrarías o no para cubrir tus necesidades?